El Evangelio según Satanás VI

https://saintterriens.wordpress.com/2008/03/20/el-evangelio-segun-satanas-v/

7- Egipto,

             No hay tierra como la egipcia ni cultura como la de los faraones. La piel tostada de sus mujeres me encanta, Tierra mágica donde el Cosmos es tan fácil de predecir y los gatos son tan respetados… ¡Gato el animal!, Caramba que tengo que aclararles todo. Es una pena que los musulmanes la poblaran con sus cosas siglos después.

 Caminar sus calles, llenas de recintos que hacen las veces de negocios callejeros. Recorred sucuchos donde encuentro amor pasajero y placeres constantes, sirviendo a la alegría misma de vivir. Pirámides donde esconder tesoros que ya nadie podrá gastar en mujeres y alcohol. Momias con las cuáles compartir una buena charla del pasado. Arena donde tomar sol y dormirse una mejor siesta. Un río de Nilo, de cristalinas aguas de donde beber y bañarse. Y un buen lodo para humectar la tez. Ah, Egipto, tierra de campeones…

 El primer encuentro con Jesús, mi hermano, marcó las veces de quien manda en nuestra relación: Él. Y si no, que no se diga cómo nos conocimos:

– Chau, judío lindo mi amor, escuché que le decía Samara, mi ramera preferida en Egipto, a un individuo que no divisé. Le seguí, y al tenerlo a sólo dos pasos de distancia, se volvió y me espetó:
– Es que acaso temes verme de frente,

            Me mostré de la oscuridad, de sonrisa cándida y solemne,
– Hermano mío, gusto en conocerte…
– Ya nos conocemos desde los inicios de los tiempos, Y si aún así no fuera, Guardo conmigo, entre mis recuerdos más preciados, tu visita en aquel pesebre donde nací y aquel aviso previsor a mi padre en sus sueños para evitar que Herodes nos matara. Sí, sé muy bien que aunque no dialogues con nuestro padre te has propuesto protegerme. Y eso, aunque vengo a desalojarte de tu propio reino. Pero el amor de un hermano a otro, es incólume, aunque sean el agua y el aceite, el bien y el mal en su más alta expresión
– Yo no soy el mal… – balbuceé

            Pero él ya seguía camino a su casa, Tarde, ya noche, contando sus seis años. Mi hermano amado… ¡Digo, odiado! Así que me fui de Samara para recriminarle sus palabras anteriores.
– ¡Samara!
– Príncipe lindo mi amor.
– Pe, pero… Esas mismas palabras…
– Las uso siempre con cualquiera de mis invitados, ¿Qué te pensabas, qué solamente eran para vos? Que mequetrefe resultaste, Satanás…

            Y ya no hubo Samara viva que visitar. Sentí una tristeza, de esas tristezas que preceden a la ira más terrible. Y ya ni hubo Egipto en mis visitas. Las prostitutas, mi mundo mejor, me abandonaban ante el dulce y conmovedor parloteo de mi hermano Jesús. Había perdido mi primera batalla… 

Días después murió accidentalmente Herodes. Cuatro puñaladas y cayó al río. Un accidente fatal, de esos que se suceden a menudo cuando me insultan. José decidió regresar a Israel. Yo ya estaba allá.

24 DE MARZO DE 1976, LOS DEMONIOS TOMARON LA ARGENTINA, SALUDOS, DE LUCIFER

Anuncios
Published in: on 24 marzo 2008 at 5:37 am  Comments (2)  

The URI to TrackBack this entry is: https://saintterriens.wordpress.com/2008/03/24/el-evangelio-segun-satanas/trackback/

RSS feed for comments on this post.

2 comentariosDeja un comentario

  1. Por suerte ya sabemos el final.

  2. xxxxxxxqAZAAr>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>r>VVVVVVVNG+BGGD C +
    GN .MK,,,,,| | XC CTBBBBBBBBBBB++++++40555555555555555555-99+H J MNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNZX VVVVVV


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: