Petroff llega a Buenos Aires.

En un vuelo que lo trae de París, Petroff regresa a la Patria que lo tuvo de residente muchos años en los finales del ’90 cuando gobernaba otro excelente especímen de eso que se llama “la argentinidad”:

 

Petroff arribará por la tarde del viernes 12 de abril, y estará diez días en la Argentina recorriendo gobernaciones buscando inversiones para St, Se reunirá con referentes de la oposición y jefes de las bancadas oficialistas. Intenta bregar para que se visite la patria de los saintterrienses. Dejará una ofrenda floral en las tumbas de los doctores Alfonsín y Néstor Kirchner, ex presidentes de la República. En la ciudad de Rosario, donde empezaron sus aventuras vulgares, estará desde el Lunes 15, y se alojará en el consulado rosarino de St, en la mismísima casa del viejo capitán Calixto Vergara. Será el reencuentro de viejos amigos del mal beber.

Luego de Rosario, Petroff recorrerá Córdoba, Choele-Choel, Beravebú y Salsipuedes.